Reseña: Berserk / Tomos 1-5

“Así es como debes usar tu boca en una batalla”.

Berserk lleva demasiado tiempo siendo una de mis lecturas pendientes. Por algún motivo que se me escapa, siempre he acabado aplazando mi cita con la afamada obra de Kentaro Miura. También debo decir que los cómics (o el manga, en este caso) nunca han sido mi fuerte, pero una buena historia siempre será una buena historia sea cual sea la forma en que se cuente. Por este motivo he decidido romper momentáneamente  con la dinámica del blog y hablar un poco sobre Berserk.

Pero antes de continuar, pongamos banda sonora a la entrada:

Bien, ¿por qué me he lanzado finalmente a leer este manga? Dejadme que os cuente lo mucho que me gusta Dark Souls. Souls, para el que no lo sepa, es una saga de videojuegos de Hidetaka Miyazaki -From Software- que se mueve entre la alta fantasía y la fantasía oscura, con un spin-off de ambientación lovecraftiana (Bloodborne). En mi entusiasmo por estos juegos era inevitable notar que muchos fans hablaban de las constantes referencias a la obra de Miura. Así es: Miyazaki es un fan incondicional de Berserk, y parece innegable que ha sido su principal fuente de inspiración a la hora de crear sus Souls. Bien, pues este es mi motivo principal: quiero ver qué hay detrás de esos cómics que lograron fascinar a un genio como Hidetaka. Así que empiezo la aventura y quiero compartirla, cómo no, en Mundos Tranquilos.

f9d2de454e0c40de9c91e5f05e75c390

Esta reseña contiene spoilers. Muchos spoilers. En serio, no me voy a cortar ni un pelo.

captura-de-pantalla-2017-01-04-16-24-561.png

Berserk nos cuenta la historia de un señor llamado Guts. Os lo describo rápidamente: un tipo rudo, amargado, cínico y lleno de sentimientos negativos. Ah, y no menos importante: tiene una espada del tamaño de una columna. Y sabe utilizarla. Bien, a priori no parece un protagonista muy prometedor (¿o sí?). Lo cierto es que pronto empiezas a cogerle bastante inquina. Desde el comienzo, Guts conoce a un adorable elfillo llamado Puck, al cual salva -casualmente- de unos indeseables que estaban abusando de él. Lejos de mostrarse compasivo con el pobre bicho, Guts se esfuerza constantemente en humillarlo mientras Puck lo sigue a todas partes al estar en deuda con él. Incluso le da algún que otro sopapo cuando se pone pesado. La cosa ya queda bastante clara en las primeras páginas: Guts es un hijo de puta de campeonato. De los que están pidiendo a gritos un buen tirón de orejas, vamos.

La saga comienza con el arco “Black Swordsman”, el cual abarca casi la totalidad de los tres primeros tomos. En este arco comienzan a perfilarse las líneas de una trama que parece tomar como ingredientes principales el odio, la venganza y el resentimiento. Todo muy agradable. Para colmo, Guts resulta ser un espadachín maldito, atormentado por un coro de almas demoníacas que le persiguen y le acosan, que reclaman su alma. Entre estos menesteres, Guts se dedica a vagar por el mundo buscando demonios a los que pisotear en busca de información de algo a lo que llama La Mano. Vaya, esto empieza a ponerse interesante.

captura-de-pantalla-2017-01-04-16-25-471.png

Bien, hay que decirlo. Miura es un tipo bastante explícito. En Berserk no faltan la sangre ni la violencia, las decapitaciones, mutilaciones, torturas y profanaciones, ni cualquier otro indicador de la decadencia que sufre el mundo de Guts. Un mundo donde los demonios pasan por encima de los humanos, haciendo con ellos cuanto se les antoja de las formas más abominables. Lo primero que percibes es que Guts es un producto más de ese mundo y de su propia historia. “Algo” le ha hecho ser como es, y entonces el personaje comienza a adquirir nuevos matices, nuevos colores. Si bien el dibujo de Miura puede resultar un poco confuso en las escenas de acción -diablos, bastante confuso a veces-, también es muy expresivo cuando toca serlo. Aunque Guts se esfuerza por parecer el desalmado que con toda probabilidad es, pronto se atisban pequeños indicios de humanidad en sus expresiones. Aunque no lucha contra la injusticia, sabes que le hace daño por dentro. Aunque la acepta como parte del mundo, como una única realidad, sabes que sufre por ella. Así es el Guts de “Black Swordsman”.

El arco concluye de forma bastante apoteósica. Guts sigue el rastro de La Mano hasta un demonio que resulta ser el Conde de una gran ciudad. En realidad, el demonio es lo que habita dentro de él, una especie de gusano repugnante. En medio de todo esto aparece una piedra -también repugnante- que grita, con muchas bocas y ojos, llamada Behelit. Parece importante, pero aún no te dicen por qué. Finalmente, Guts acaba dándole manteca al Conde y se topa de cara con La Mano -que está formada por cinco miembros- en una especie de dimensión paralela de tintes psicodélicos. Aquí aparece el que parece será el otro eje central de la trama: Griffith. Resulta que se conocen desde hace mucho y, oh, parece que han tenido algunas rencillas. Porque vaya odio se profesan el uno al otro.

captura-de-pantalla-2017-01-04-16-26-211.png

De forma repentina, el tercer tomo cierra con la apertura del siguiente arco: “The Golden Age”. En este nos presentan a un joven Guts y nos cuentan su historia. Ahora es el momento de sentir lástima por él, porque la verdad es que ha sido un pobre desgraciado desde el mismo momento en que nació. Eso explica muchas cosas. “The Golden Age” nos narra la juventud de Guts, su lucha por sobrevivir en una banda de mercenarios, apadrinado por Gambino, la crudeza que rodea su niñez, la obsesión que empieza a experimentar por el combate. Episodios realmente crudos como la violación de Guts por uno de los mercenarios -azuzado por Gambino, a quien ve como a un padre-, o la muerte de este a manos del propio Guts. La crueldad de la guerra es una constante perfectamente reflejada por Miura en los ojos vacíos y sin vida de los soldados. La brutalidad de la lucha por sobrevivir.

captura-de-pantalla-2017-01-04-16-26-041.png

Obligado a huir de su banda, Guts acaba topándose con Griffith tras varios años vagando de un lado para otro haciendo lo único que sabe hacer: matar. Griffith -que está muy cambiado ahora con respecto al flashforward del anterior arco- es un amable y ambicioso tipo que lidera The Band of the Hawk, una de las más prestigiosas bandas de mercenarios del mundo. Tras varios dimes y diretes, Guts se une a Griffith, y es así como comienza una bonita relación. El resto de los tomos (hasta el 5, que es hasta donde he llegado) explica los primeros años de Guts dentro de la banda, su ascenso a capitán y la sólida amistad que termina forjando con Griffith.

Ahora que lo pienso, lo que acabo de hacer se parece más a un maldito diario que a una reseña. Hacer una reseña es imposible en este momento. Por ahora, me conformo con ir poniendo mis impresiones y compartirlas con vosotros. Se intuye una buena trama, eso sí, y parece que la historia se encamina en la buena dirección. Los personajes son buenos, hay misterios por doquier y elementos increíbles que te animan a seguir leyendo.

Y mucha oscuridad. Densa, purulenta y obscena oscuridad.

Anuncios

2 comentarios sobre “Reseña: Berserk / Tomos 1-5”

  1. Escribes buenas reseñas. Y sobre temas interesantes. Berserk es un manga único. Un pozo de oscuridad que atrae al lector. Te quedan bastantes chungueces por delante. Aunque tengo que decir que en la última etapa, la que aún se sigue traduciendo a día de hoy, se pierde un poco el foco tan intenso de esos primeros capítulos. Ya irás contando qué tal, espero.

    Me gusta

    1. Pues ya te digo, no me gusta hacer reseñas de cómics porque no son mi punto fuerte y temo meter la pata xD Berserk me está gustando por ahora, la atmósfera sobre todo. Ahora falta que la historia empiece a arrancar. Mi intención es intercalarlo con otras lecturas, tarea nada fácil porque vaya bombas vienen este año.

      Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s